SALSA BRAVA

SALSA BRAVA

Hay tantas recetas de salsa brava como ciudades tiene España y evidentemente unas serán mejores y otras peores pero la cuestión es disfrutar de todas y saber cuál es la que más te gusta. Nosotros somos del sur, tan del sur que casi estamos en el norte y allí de donde somos, Ceuta, las bravas son muy peculiares porque esta receta como muchas otras que se elaboran en nuestra ciudad incorporan ingredientes que vienen de la mezcla de culturas y cocinas que allí conviven. Nuestras bravas te pueden gustar más o menos pero te aseguramos que no te dejarán indiferentes. Otro dato o cuestión es que recetas como estas son las que nos dan el nombre chispamasomenos, es decir partiremos de unas cantidades de base pero serás tú al hacerla el que decida subir la intensidad de los ingredientes para que piquen más, estén más o menos espesas o de sabor más intenso. Ahí van nuestra receta de salsa brava.

SALSA BRAVA
INGREDIENTES

½ taza de aceite de oliva

3 cucharadas de tomate frito

1 dientes de ajo

Un trozo de pan duro

Una cucharadita de especies de pinchitos (comino, pimienta negra, pimienta blanca, pimentón dulce, azafrán, cúrcuma, jengibre, cardomomo, canela)

Un chorrito de vinagre

Unas gotas de tabasco

Sal

PASOS A SEGUIR

Pon el pan en remojo mientras preparas el resto de ingredientes, en un bol pequeño prepara la mezcla de especies, pon la misma cantidad de todas y mézclalo bien, este preparado de especias te servirá para otras recetas ya que para esta solo necesitas una cucharadita. También se puede encontrar en tiendas especializadas de cocina árabe.

A continuación, ponemos todos los ingredientes dentro de la batidora de vaso, escurrimos el pan y lo incorporamos troceado. Batir progresivamente hasta llegar a la máxima potencia. A partir de aquí tendrás que ir probando para corregir el punto de especias y de sal, si quieres más potencia de ajo puedes incorporarle un poco más y si te gusta más picantes añade algunas gotas más de tabasco. También tendrás que decidir la textura que más te gusta, si la quieres más líquida añade algo de agua y quedará más ligera.

El uso de esta salsa, es por excelencia, con unas buenas patatas fritas o unas patatas cocidas y después al horno que es lo que hicimos en esta ocasión.

SALSA BRAVA

Que la disfruteis